DONDE ESTAMOS

C/María de Guzmán 47, 28003 Madrid

91 530 69 05

Contacta con nosotros

Síndrome de cintilla iliotibial

¿Qué es?

Una de las lesiones más comunes que nos podemos encontrar en los corredores de fondo, o en corredores donde la distancia de competición sea más de los 10k, con una incidencia del 12% de todas las lesiones de los corredores.

La causa del síndrome de cintilla iliotibial es multifactorial, siendo múltiples los factores de riesgo:

  • Compresión del tejido adiposo.
  • Dismetría entre miembros.
  • Genu varo.
  • Sobre- entrenamiento.
  • Uso de calzado inadecuado para el deporte.
  • Debilidad de los abductores de la cadera.
  • Aumento de la rotación interna de rodilla.
  • Aumento de la pronación en la ASA.

La causa que siempre es común en esta patología es que existe una zona de fricción cuando la rodilla está a 20º-30º, por eso cuando el corredor aumenta la velocidad en muchas ocasiones el dolor remite.

Sintomatología.

Generalmente aparece como un dolor en la zona lateral de la rodilla se desarrolla de forma progresiva, limitando la continuidad en el tiempo de carrera. El dolor aumenta con los terrenos irregulares y con las pendientes así como con un ritmo lento ya que aumenta el tiempo de contacto de la cintilla iliotibial con el epicóndilo femoral.

Cede con el reposo y vuelve con el ejercicio. La mayoría de las veces se siente un “clic” característico que acompaña a la sensación de roce doloroso cuando hacemos zancada, al flexionar y extender la rodilla.

Pruebas y exámenes.

El diagnóstico es sencillo a través de una exploración en camilla y localización del dolor mediante la palpación del epicóndilo lateral del fémur en la cara externa de la rodilla. Frecuentemente suelen existir puntos gatillo a lo largo del músculo tensor de la fascia lata.

El diagnóstico se puede completar con diversas pruebas de valoración muscular como son:

  • Test de Ober y Ober modificado.
  • Prueba de Renne.

Tratamiento.

Para una mayor eficacia en el tratamiento, debemos realizar abordaje multidisciplinar:

  • Realizando estiramientos específicos de la cintilla iliotibial.
  • Tratando los posibles puntos gatillo de en el tensor de la fascia lata.
  • Fortaleciendo la musculatura de cadera con la ayuda de un fisioterapeuta
  • Controlando los movimientos de pronación en apoyo medio y despegue.

En casos en los que el corredor tenga recaídas a pesar del tratamiento, se puede valorar cambios en la técnica de carrera.